Qué es el SexCoaching?

El SexCoaching o coaching sexual es la última moda para mejorar la performance erótica. Consiste en un profesor que va en persona a tu domicilio y te da consejos a ti y a tu pareja mientras se desarrolla la acción. Para quienes consideran esta situación una invasión a la intimidad, se encuentra la posibilidad de tomar lecciones on-line.

La idea de contratar un profesor de sexo puede surgir de  la propia pareja o ser la recomendación de un sexólogo. El objetivo es mejorar la performance erótica, la cual se ve afectada por algún problema no patológico que reduce el desempeño en la cama. El trabajo puede realizarse recibiendo consejos y clases para mejorar la intimidad previos al acto sexual, o con intervenciones del profesor en medio del encuentro, sea en persona, por teléfono o por Skype.

Para que el tratamiento funcione es necesario que ambos miembros de la pareja estén de acuerdo en contratar al docente, y que estén convencidos de que funcionará. En este punto es importante saber que el coach escucha, observa, evalúa, guía, indica y sugiere desde la visión de un tercero. Esto quiere decir que nunca se involucra con las parejas y tiene contacto físico con ellos.

Esta moda surgió en Estados Unidos, donde las mujeres son las que más solicitan el servicio o lo sugieren a su pareja. Esto no sorprende si se tiene en cuanta que, según los expertos, son las chicas las que siempre llevan la delantera en materia de sexualidad y están al tanto de todos los avances y novedades.

La razón de que sean ellas las impulsoras de esta tendencia se encontraría en su poca inhibición y vergüenza a la hora de pedir ayuda o de hablar de los problemas sexuales suyo o de su pareja, a la necesidad de romper tabúes y a la constante búsqueda  de enriquecer el género.

Sin embargo, acceder a este servicio no es fácil porque no basta con vivir en Estados Unidos, sino que también hay que tener un abultado bolsillo (o billetera) ya que su costo es muy elevado. De hecho, por ahora sólo se ha difundido en el ámbito empresario y político.

La historia del SexCoaching

El coaching sexual inició en los 60 con el auge de la sexología. Sólo que en esa época los consejos y enseñanzas se daban en el marco de un consultorio y se llevaban como “tarea para la casa”.

Luego comenzaron a surgir en California los grupos de trabajo que trataban temáticas eróticas. El sistema era similar al que se vivía en el consultorio, sólo que la pareja no se encontraba sola con el especialista sino acompañada por otros tantos matrimonios o novios. La idea era poner en práctica lo aprendido y luego comentarlo en las reuniones para enriquecer la experiencia.

En algunos casos, los terapeutas se animaban a poner en práctica en esas reuniones grupales ejercicios que implicaban el contacto físico, o el empleo de cremas, velas aromáticas y música para despertar diferentes sensaciones.

Ahora la enseñanza en materia erótica a evolucionado para volver a las clases particulares, pero no ya en un consultorio sino en el domicilio y durante el desarrollo del encuentro amoroso. De esta forma el coach se vuelve una especie de “director técnico” del sexo.

Diferencias con el sexólogo clínico

El sexólogo clínico y el coach sexual no son lo mismo. Si bien ambos saben sobre sexología, apuntan a diferente público. Por un lado, el coach sexual asiste a personas sin patologías pero con problemas para desarrollar los recursos eróticos. Por el otro, el sexólogo es un profesional psicólogo o médico que atiende a parejas con diferentes tipos de trastornos, tanto patológicos como no.

Además, el sexólogo realiza algunos estudios médicos, puede recetar medicamentos o solicitar que se apliquen ciertos tratamientos, y lleva adelante sus entrevistas en un consultorio y allí da “tareas para el hogar”.

A diferencia de esto hemos explicado que el coach sexual atiende directamente el desempeño erótico, y puede hacerlo en reuniones previas o mediante directivas durante el desarrollo  del acto sexual. Lo más apropiado es que este profesional trabaje bajo la tutela del sexólogo, de esta forma se complementa con alguien que tiene un conocimiento más amplio sobre la materia.

Los beneficios del coach sexual

Mejorar en el desempeño erótico afecta directamente en otros aspectos de la pareja, de esta forma se puede mejorar la vida afectivo- sexual, reducir el miedo a intimar con alguien, perfeccionar la habilidad de socializar, aumentar el autoestima en el área sexual, lograr el equilibrio entre la esfera sexual y la familiar- profesional, perder el miedo al compromiso, etc.

Más información:

revistaohlala.com

sexualidad.salud180.com

Compartir este artículo

Acerca del autor

Dejar un comentario

Este sitio usa cookies. Al continuar usando este sitio, estás de acuerdo con su uso. Para saber más, incluyendo como controlar las cookies, mira aquí Política de Cookies.

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar