Los celos y las angustias en el amor

celosLos celos son la causa de un amor limitado y posesivo; cargado además de obsesión, de manipulación, de persecución, de sumisión y de capricho.

Quien es celado no podrá brindar lo mejor de sí, porque sentirá que a su pareja no le interesa disfrutar y menos potenciar lo mejor en él o ella.

Mientras quien es celoso podrá llegar hasta enfermarse, al igual que cuando en la jerga común se dice: se come la cabeza; porque los celos se originan en la mente, y desde allí se proyectan los pensamientos que presionan para perseguir a la otra persona.

Porque te quiero te celo y sino me querés me angustio.

Los celos generan un hostigamiento que se transforma en un desgaste paulatino y constante de la relación, donde se sucederán una interminable serie de cuestionamientos, resentimientos y reproches cruzados fruto de la desconfianza (justificada o no) sembrada en la pareja.

Además de limitar, hacer dudar, vivir siempre pendiente de lo que la pareja está haciendo , los celos son los causantes de estar siempre a la defensiva, perder amistades y salidas, así como también dañan, perturban, condicionan y tantos otros males.

Por otra parte, las penas y angustias por la no correspondencia en el amor también tienen su asiento en la mente, pero no en el corazón. Nos duele aceptar porque no entendemos la no correspondencia.

Mientras que el sentimiento y la capacidad de amar en el corazón siguen intactas; porque el sentimiento solo sabe brindarse, explayarse, sensibilizarse, emocionarse, enamorarse; pero cuando no encuentra correspondencia, no se puede manifestar, sólo está inhibido de poder expresarse.

Por consiguiente, y aquí comprobaremos la conexión mental sensible que tenemos los seres humanos, cuando no somos correspondidos en el amor, quien se apena, sufre o se angustia, siente soledad, indiferencia o vacío, es la mente. Son los pensamientos los que nos hacen sentir esos pesares, angustias y penas; así como de la misma manera es en la mente donde se curan estas heridas.

De lo descripto, se desprende la importancia de mantener limpia y depurada nuestra mente de pensamientos nocivos al amor, de albergar los que estén alineados con el sentimiento de manera que nos permitan vivirlo en plenitud.

Compartir este artículo

Acerca del autor

Dejar un comentario

Este sitio usa cookies. Al continuar usando este sitio, estás de acuerdo con su uso. Para saber más, incluyendo como controlar las cookies, mira aquí Política de Cookies.

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar