Bicuriosidad. ¿Cómo afrontarla? (para ellas)

La bicuriosidad es un tema que cada día es menos tabú en nuestro mundo, pero nunca deja de ser incómodo cuando las condiciones sociales externas que te rodea hacen que lo sea.

Sentir bicuriosidad es algo normal, seas chico o chica y no debería incomodarte que pase. Puede ser una etapa o no, puede ser algo transitorio o no, puede haber sido inducido por publicidades o mensajes subliminales o no e incluso puedes encontrarte “enclosetado”.

Pero el afrontarse a algo nuevo nos paraliza, nos incomoda y hace sentir vulnerables y juzgados, aunque muchas veces el juez seamos nosotros mismos.

Por eso decidí escribir sobre bicuriosidad, porque algunas veces como mujer he sentido atracción por otra chica siendo “100% hetero” o como dice mi mejor amiga “demasiado hetero para ser cierto”, y esa duda me descolocaba.

Así que, si en algún momento has sentido curiosidad o atracción por alguien de tu mismo sexo y no sabes qué hacer al respecto, sigue leyendo. Hoy les contaré algunas maneras de enfrentar esa bicuriosidad que incluso puede hacerte sentir culpable cuando aparece.

¿Qué es la bicuriosidad?

Simplemente se trata de un término “nuevo” aplicado al sentimiento de curiosidad producido por personas del mismo sexo. O más bien el sentimiento de atracción física, emocional o sexual por personas del mismo sexo.

En mi caso, siento que puede ser algo energético. Si bien soy sumamente superficial, mi atracción se basa mayormente en la conexión que pueda sentir con la otra persona, cómo fluyan las cosas y qué tan cómoda me sienta entorno a él o ella.

Y fue con esta conexión comencé a sentirme “bicuriosa”. No solo es el hecho de saber cómo se sentirá tener sexo con otra mujer, sino qué se sentirá abrirte a esa conexión emocional con ella.

Qué es la bicuriosidadImagen de Karina Espinoza en Flickr.com

La bicuriosidad vs. tus costumbres

Puedes venir de una familia de costumbres abiertas, aparentemente chill, o que te diga que te querrá a pesar de lo que sea que hagas, pienses, decidas o vivas.

Pero ese tipo de dudas luego de haber presentado en casa X cantidad de parejas del sexo opuesto, puede dejar descolocada a toda tu familia al punto que, al decirlo volteen la cabeza y te miren como un cachorro confundido.

O que simplemente te digan que es simple aburrimiento, presión social, etc.

Puedes ser muy abierta y receptiva, y apoyar muchas cosas, pero sin duda este tipo de reacciones en tu familia o entorno cercano pueden hacerte dudar, cerrarte o decir: “no, jaja… era broma” mientras te preguntas a tus adentros que rayos pasa contigo. Y es ahí cuando comienzas a juzgarte.

Esas costumbres pueden hacer que te cierres por completo, que te niegues a una experiencia que puede hacerte crecer de maneras que no te imaginas, y que te descubras a ti misma de cientos de nuevas maneras. Hablando más allá del sexo.

Aquí mi primer consejo es no pidas consejos. Lo que sientas no es asunto de nadie sino tuyo, y si bien no sabes cómo proceder (ya te diré una manera que puedes tomar), es mejor preguntarle a alguien completamente objetivo que no te conozca a preguntarle a alguien cuya opinión pueda dolerte y hacer que te cierres por completo.

La bicuriosidad vs. tus costumbresImagen de Gareth Williams en Flickr.com

¿Cómo afrontar la bicuriosidad?

Lo primero es no entrar en pánico. Puedes sentirte confundida o inquietada, sobre todo si has tenido múltiples parejas del sexo opuesto, pero no es nada del otro mundo. Digo, hasta el macho más macho se ha cuestionado al ver a Jason Momoa en la pantalla grande.

Segundo: no te cohíbas. La vida es para vivir y experimentarla, disfrutar y conocernos a nosotras mismas, entonces ¿por qué negarnos a la experiencia?

Tampoco es cuestión de volverse locas y salir con la primera chica que consigamos (o las primeras 10).

Acéptalo. No es malo, no eres un bicho raro y puede o no ser una etapa, pero nada de eso importa.

Pregúntate si es algo que realmente quieres averiguar, y si la respuesta es sí, entonces hazlo.

¿Cómo afrontarle?Imagen de Nikolas Gannon en Flickr.com

Conseguir con quien es la parte fácil

Por suerte, vivimos en una época donde la tecnología nos hace la vida menos complicada. Y aquí intervienen las páginas de citas online.

Buscar con quien experimentar tu bicuriosidad es mil veces más fácil de este modo que tratando de buscar entre conocidos y personas cercanas por motivos muy simples.

En primer lugar, te mantienes alejada de los chismes. Cosa que, si buscas ayuda de tus amigos o conocidos, puede ser muy diferente.

Segundo, puedes hasta elegir el tipo de persona con quien quieras intentarlo.

Hay para quienes todos esto es solo experimento y darse al mundo volviéndose loca. Pero si eres más reservada o quieres llevar las cosas con cautela, este es método también aplica.

Con simplemente crearte una cuenta y conversar con algunas personas de tu mismo sexo estarás lista.

Igual, para ahorrarte inconvenientes, dejar claras tus intenciones nunca estará de más.

Conseguir con quien experimentar la bicuriosidad, es la parte más fácilImagen de Thomas Hawk en Flickr.com

Conocer otras chicas por estas redes que tengan las mismas curiosidades que tú, te hará más llevadero el “experimento“. Podrán llevar las cosas juntas como un buen par de novatas.

O puedes buscar una chica más experimentada que tenga la paciencia suficiente para lidiar contigo, seguro ella también sabrá divertirse contigo.

Lo importante es que nunca le digas que no a la vida. Quizás eso te guste más de lo que pensabas o quizás no, pero solo hay una manera de averiguarlo y créeme, no es preguntándote que habría pasado si lo hubieras hecho.

Este es un espacio libre de juicios, dinos que piensas y exprésate. Estaremos felices de leerte 😊

Compartir este artículo

Acerca del autor

Dejar un comentario

Este sitio usa cookies. Al continuar usando este sitio, estás de acuerdo con su uso. Para saber más, incluyendo como controlar las cookies, mira aquí Política de Cookies.

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar