Aprende a ligar por Whatsapp

Última modificación: Por

Las nuevas tecnologías son un abanico de posibilidades nuevas para conseguir pareja y ligar. Entre la larga lista de posibilidades se encuentra la aplicación telefónica Whatsapp. Es sencilla de usar, gratuita, rápida y cómoda. Desde el sillón de tu casa puedes enviar miles de mensajes diciéndole al chico de tus sueños eso que nunca te animarías a decirle de frente. La idea es ir calentando el ambiente para que luego las cosas fluyan mejor cuando se vean en persona.

¿Quieres que tu príncipe azul se arroje a tus pies? Sólo debes seguir estos prácticos consejos para aprender a condensar todo lo que sientes en un mensaje, a la vez que sea claro y conciso.

Secretos para ligar por Whatsapp

Lo primero que tienes que saber es que enviar un mensaje hot o que tenga por objetivo “encender” a un chico no significa que debas ser ordinaria o vulgar. Por eso debes pensar bien antes de escribir y no mandar lo primero que se te cruza por la cabeza.

Además, el mensaje dependerá mucho del momento en que se encuentre la relación. Recuerda que nunca es buena idea escribir un mensaje hot luego de la primera cita, mejor opta por algo simplemente sensual y seductor. No vaya a ser que lo asustes o que te crea una zorra.

Por otro lado, lo ideal es primero chequear el ambiente con un mensaje como “estoy pensando en ti” o, si te atreves a algo más osado, “no sabes lo que estoy imaginando entre nosotros”. En base a su respuesta ya sabes si tiene ganas de continuar el juego o si está en una situación incómoda para hacerlo. Tampoco es cuestión de que lo acoses mientras visita a su abuela o se reúne con su jefe.

Por esta razón es que te aconsejamos no estar pendiente del teléfono ni mirando el reloj. Si no contesta será por algo. Lo hará cuando tenga el momento para deicarse de lleno al asunto. Es mejor que sea así a que te conteste distraído y con desgano.

También es importante ir directo al grano y sin rodeos. Para saber aprovechar esta tecnología y aprender a ligar por Whatsapp es importante recordar que el exceso de palabras marea y puede generar malos entendidos. Dile lo que sientes o piensas y luego ve su reacción. Nada de florituras ni metáforas. Por esta misma razón no aconsejamos mandar mensajes si tienes unas copas de más encima, luego sólo te arrepentirás y/o te sentirás una tonta.

Un dato relevante: controla la cantidad de emoticones. Si piensas usarlos como arte del mensaje o como respuesta, recuerda escoger con cuidado y ser muy clara al respecto. Además, la idea es que siempre enfaticen lo que dices con palabras.

Los emoticones pueden no estar del todo prohibidos, pero si lo están las malas palabras y las expresiones vulgares porque lo único que conseguirás con eso es romper toda aura de romanticismo que pudieras haber creado. Tampoco intercales temas banales, como lo que le apetece cenar o que le ocurrió al perro en la tarde, con la charla sensual porque nunca llegarás al objetivo deseado.

Por otra parte, aunque él no pueda verte mientras le escribes, es importante que tu crees un ambiente adecuado a lo que le estás diciendo. Arréglate un poco y cuida los detalles, te aseguro que lo notara porque influirá directamente en tu discurso. Es complicado inspirarse para escribir mensajes sensuales y amorosos si se está en pijama.

Otro punto importante es que siempre debes tratar de sorprenderlo. La idea es que los mensajes salgan de lo común y te animes a decirle lo que te intimida confesarle cuando lo ves. Recuerda divertirte, pasarla bien y sentirte cómoda en todo momento. Nunca mandes un mensaje del que no te sientas segura porque la idea es disfrutar y no sufrir.

Errores a evitar

Ten cuidado con la cantidad de mensajes. Lo ideal es enviar uno y esperar respuesta antes de continuar. La idea es que sea un juego de a dos y no un acoso telefónico. Tampoco insistas el mismo día o al día siguiente, deja pasar un tiempo antes de lanzarte otra ves, esto siempre que ella ya no sea tu pareja y sólo quieras crear un clima hot.

Otra cosa que debes cuidar es el momento de cortar la conversación: siempre debe ser en el momento de mayor tensión emotiva y sensual. De esa forma dejas al otro queriendo volver a conectarse contigo. No estires la charla hasta que esta se caiga por “su propio peso”, es decir porque se tornó aburrida y/o monótona.

Nunca te enojes si el otro no responde como esperas o si no sigue tu juego cuanto tiempo tu quieras. Debes entender que puede suceder que no este de humor o este ocupado. Trata de ser comprensiva y de guardarte el juego para otro momento. Saber entender y aceptar la negativa también es un rasgo atractivo.

Más información:

enfemenino.com

Compartir este artículo

Acerca del autor

Comentarios

  1. Avatar Ricardo Martinez Responder

Dejar un comentario

Este sitio usa cookies. Al continuar usando este sitio, estás de acuerdo con su uso. Para saber más, incluyendo como controlar las cookies, mira aquí Política de Cookies.

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar