8 cosas que puedes hacer para llevarte bien con los hijos de tu pareja

Iniciar una relación implica una serie de retos que la pareja tendrá que enfrentar de la mejor manera posible. Sin embargo, existen situaciones que pueden ser realmente complejas y que necesitan tratarse con sumo cuidado, y una de ellas tiene que ver con conocer a la familia de tu pareja.

Tener una relación con una persona que ya tiene hijos es algo que se ve con más frecuencia, pero es obvio que es un asunto que debe ser abordado con mucha comunicación y paciencia.

No obstante, hay que tener presente que existirán problemas en el camino, pero eso no quiere decir que sea imposible llevársela bien y tener una convivencia sana y enriquecedora. Aquí te daremos algunas recomendaciones al respecto.

Algunas sugerencias para tener una buena relación y llevarte bien con los hijos de tu pareja

Imagen de Jessica Klaus en Pexels.com

1. Saber que lo primordial es la relación entre tu pareja y sus hijos

La familia siempre debe ocupar el primer lugar y esta no es la excepción, por lo tanto, hay que hacerles entender que no estás para romper algún vínculo o para causar problemas. Incluso, puedes convertirte también en una figura que proporcione apoyo y amor en toda la dinámica.

La llegada de una persona nueva puede cambiar las cosas y generar un poco de miedo, pero eso no quiere decir que tu presencia es una amenaza a un problema latente.

2. Tener presente que no eres su padre/madre

Una de las decisiones más sanas es el tratar de vincularte con los chicos por medio de una relación honesta y transparente. Sin embargo, casi siempre es común encontrarse con el conflicto sobre cómo comportarse ante estas situaciones.

En este punto, es vital recordar que tú no eres su padre/madre y que tampoco tienes intenciones de asumir ese rol. Es una cuestión de respecto y de educación que se extiende a la ex pareja.

3. Busca un punto en común con los niños

Imagen de Daria Obymaha en Pexels.com

Los más pequeños son más sensibles a los cambios que los mayores, por eso hay que tratar de trabajar un poco con la creatividad para que las cosas puedan marchar con más alegría y optimismo.

Un método bastante útil en este caso consiste en tratar de encontrar con puntos en común que te permitan conocerlos más y mejor.

Prepárales su platillo favorito, comprométete a jugar su videojuego que tanto les gusta o llévalos a pasear en un lugar en donde disfruten ir. Cada detalle puede ayudarte a tener una mejor relación con ellos. Créenos, los chicos lo tomarán muy en cuenta.

4. Ten en claro cuáles son tus límites

Como mencionamos anteriormente, es bueno que se cree un ambiente de complicidad entre tú y los niños, pero eso no quiere decir que tienes la autoridad para darles órdenes, sobre todo cuando estás dándote a conocer.

¿Por qué tienes que evitar esto a toda costa? Puedes provocar situaciones tensas y sentimientos negativos hacia ti. Mantén un poco tu distancia.

5. Demuestra tu afecto hacia la pareja abiertamente

Imagen de Josh Willick en Pexels.com

La presencia de los celos es un fenómeno que es muy común y completamente esperable, lo cual no quiere decir que dejes de demostrar tu afecto hacia tu pareja.

¿Por qué son importantes esas demostraciones? Es una forma de decir que eres un amor importante para su padre o madre y que también mereces recibir cariño y cuidado por parte de ellos.

6. Impón tus normas y reglas

Si bien dijimos que es importante tomar distancia de la dinámica de los niños y de tu pareja, eso no quiere decir que tú estés en un último lugar.

Las normas y reglas son esenciales para que las cosas marchen debidamente. Es importante que ellos tengan claro qué está permitido y qué no. Ser demasiado permisiva/o al respecto con la excusa de dejar pasar enojos, a la larga, puede hacer más daño de lo que imaginas.

7. Intenta llevártela bien con uno de los padres

Aunque tu pareja esté separada, debes comprender que el padre o la madre son figuras que deben estar presentes en la vida de los hijos. Por ello, para que no se compliquen más la situación, intenta llevártela bien con la ex pareja.

Ojo, eso no quiere decir que tengas que convertirte en su mejor amigo/a pero los niños perciben el conflicto y los problemas con facilidad. Al demostrar que puede existir una relación, al menos cordial, eso te ayudará a llevártela bien con los chicos.

8. Demuéstrales tu cariño

Imagen de Agung Pandit Wiguna en Pexels.com

Los niños pueden poner a prueba cuáles son tus límites y los adolescentes quizás tengan una actitud más desafiante, pero cuando al intentar acercarte a ellos, podrás conocerlos a profundidad establecerás un hermoso vínculo.

Hay que demostrarles que los quieres no porque son los hijos de tu pareja, sino por las personas que son, a pesar de sus defectos y de los roces que pudieron haberse presentado en un principio. Es un esfuerzo que valdrá la pena.

Compartir este artículo

Acerca del autor

Dejar un comentario

Este sitio usa cookies. Al continuar usando este sitio, estás de acuerdo con su uso. Para saber más, incluyendo como controlar las cookies, mira aquí Política de Cookies.

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar